El Paraiso: Muchos espíritus olvidaron su origen divino (Parte 3/3, Final)

Quienes lo decidan recibirán el conocimiento y la luz para mostrarles el camino

Para contribuir ahora en ese porvenir glorioso, hay que po‏seer conocimientos. Pero la luz será dada, las instrucciones se‏rán dadas a todas las criaturas, y cada una de ellas será coloca‏da de nuevo ante una elección: colaborar con la corriente que viene del sol, o permanecer con la que viene del centro de la tierra.

El arcángel Mikhaël es un ser real y estará a la cabeza

¿Cuántos son los que trabajan para crear condiciones favora‏bles para los hijos de Dios? Cuando haya una cantidad sufi‏ciente, las fuerzas tenebrosas que, por el momento, se dan rien‏da suelta a causa de las ambiciones humanas, serán maniatadas y absorbidas por el centro de la tierra. Esta idea está represen‏tada en el Apocalipsis por el Arcángel Mikhaël que vence al dragón. El Arcángel Mikhaël es una entidad real, y es él quien estará a la cabeza del egregor formado por los Iniciados y los discípulos de la Fraternidad Blanca Universal. Y cuando digo «discípulos de la Fraternidad Blanca Universal», me refiero a todos aquellos que trabajan para la luz, sea cual sea la religión o el movimiento espiritual al que pertenezcan. Todos aquellos que trabajan por el bien están en la Fraternidad Blanca Univer‏sal, y ellos serán quienes purificarán la tierra.

Se ha dicho que el Cristo vendrá sobre las nubes. Evidente‏mente también aquí se trata de un símbolo. Esto significa que el espíritu crístico penetrará el pensamiento de los humanos, pues las nubes son otra forma del aire, símbolo del plano men‏tal. Jesús no dejó la tierra; vive todavía en esa región luminosa que ocuparon los primeros hombres y, desde esa región que es‏tá aquí, que está en todas partes, trabaja sobre las inteligencias humanas para penetrarlas con su luz.

La actitud de muchos hoy, es la misma que la de los ángeles rebeldes

Esos espíritus inferiores que tentaron a los primeros hombres, eran extremadamente inteligentes pero sin amor. Al atraer a los hombres hacia sí, los influyeron en el mismo sentido: el desarrollo del intelecto y, al mismo tiempo, deslizaron en ellos un elemento de orgullo y de independencia respecto a Dios. Han sido ellos quienes introdujeron esos ele‏mentos que se ven hoy en día manifestarse en todas partes, so‏bre todo en los seres que son muy capaces intelectualmente. Limitan sus actividades a logros materiales: es sobre la tierra que quieren triunfar, tener dinero, posesiones, el poder, la glo‏ria. Restablecer un vínculo con el Cielo, trabajar sobre su cuer‏po espiritual, esto no les interesa. Tienen exactamente la mis‏ma actitud que los Ángeles rebeldes quienes, llegados para tra‏bajar sobre la tierra y en las profundidades de la tierra, no qui‏sieron retornar junto a Dios. Se encontraron muy bien allí don‏de estaban.

Muchos espíritus avanzados olvidaron sus orígenes divinos cuando vinieron a la tierra

Algunos dirán: «¿Pero cómo es eso? Eran seres inteligen‏tes, ¿cómo es posible que olvidaran su estado primordial y per‏dieran el deseo de retornar hacia Dios? Para plantear tal pre‏gunta, supone ignorar en qué medida entrar en la materia con‏lleva limitaciones y servidumbres. ¡Cuántos grandes espíritus al venir a encarnarse sobre la tierra olvidaron de qué región ve‏nían!… Hasta el día en el que el encuentro con un Maestro, o la lectura de un libro, provocan en ellos una toma de conciencia que les da la revelación de su origen divino.

La mayoría de los humanos son como niños en andrajos que juegan en las calles sin saber que son los herederos de un trono… hasta el día en el que vienen a buscarlos para darles noción de su ascendencia real, pero hasta entonces, ¡cuántas tribulaciones!

Omraam Mikhaël Aïvanhov
Obras Completas, vol. 32, Los Frutos del Arbol de la Vida: La Tradición Cabalística
Cap. 6 La Caída del hombre y su Renacimiento

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.